miércoles, 6 de enero de 2010

Hundir la flota

Del todo al nada en poco de lo mucho

¡Qué remedio! ha empezar de nuevo,
lo que ha llovido es
lo que me queda por llorar.

Si es que caigo, y no me entero,
a ver si me pongo de una vez la sábana
en la cabeza y no veo nada más que mis pies.

INDESTRUCTIBLES, tiene un fallo, y
es que la mayor parte de la palabra la forma
DESTRUCTIBLE.

Y yo, tocada y hundida

No hay comentarios:

Publicar un comentario